Saltar al contenido


¿Qué son los blisters? Envasado y embalaje

Blisters

¿Qué son los blisters?

Para aquellos que no lo saben; los blíster son unos tipos de envases, usualmente formados por plástico de color transparente, que tienen una cavidad en forma de ampolla donde se puede alojar el producto que se va a guardar en el mismo. De manera que, los blíster permiten presentar el producto en los puntos de ventas y cuidarlos de los golpes, mientras estos están siendo manipulados y transportados.

Generalmente una de las caras de los blíster son una lámina de cartoncillo u otro material, un poco más opaco con el fin de darle más dureza al conjunto o ingresar distintos mensajes, que son para el usuario: logotipo, instrucciones para manejar los blíster, marca del producto, precauciones al momento de usarlo, entre otros.

Uso de los blisters

Cuando se crearon los blíster se hicieron pensando en ser usados para los productos de tamaño pequeño, para que constituyan la mayor parte del tiempo por si mismos una unidad de venta. Se dice que los productos que más se llevan a la vente en blíster son los siguientes:

  • Productos de computación: cables, pendrives, entre otros.
  • Productos de farmacias tales como: comprimidos, píldoras y capsulas.
  • Artículos de tocador: abalorios, broches, gomas para el pelo, entre otros.
  • Productos de papelería: paquetes de rotuladores, gomas de borrar, tijeras, bolígrafos, lapiceros, entre otros.
  • Productos de bricolaje: clavos, escarpias, tornillos, tacos, brocas, entre otros.
  • Componentes eléctricos: ladrones, cables, enchufes, entre otros.

Sistemas de cierre

El blíster cuenta con un sistema que permite proteger adecuadamente el producto contra las distintas condiciones adversas mientras permanece almacenado, transporta y usa el medicamento; con el fin de evitar el deterioro y la contaminación del mismo. Asimismo, los blíster son inviolables, es decir, una vez que se abran, estos no pueden ser sellados nuevamente para evitar que los medicamentos se alteren.

Producción

Existen distintas características en cuanto a la producción, diseño y evolución de los blíster. Entre los más destacados están:

  • Gráficamente los blíster tienen distintas maneras de diseñarse. La rapidez de embasamiento es alta y su producción genera scraps, que se pueden usar nuevamente.
  • Los blíster hoy día han evolucionado y por tanto, no solo se usan para productos sólidos, sino también para productos líquidos como cremas o lentes de contacto.
  • Una de las mayores ventajas de los blíster es que su almacenamiento y transporte es extremadamente accesible.
  • La influencia que ha tenido los blíster en el mercado ha sido tan alta que casi todos los productos (por ejemplo del mercado farmacéutico), son embalados a través del uso de estos. En este sentido, es importante destacar que hay un desafío que la empresa creadora de este material, debe cubrir para perfeccionar sus máquinas, las cuales día tras día elevan su propio nivel.

Blísters genéricos

Los blísters se han venido generalizando gracias a la proliferación de los establecimientos, donde se comercializan estos productos (grandes superficies, hipermercados, supermercados, entre otros), por ello, antes los productos se pedían en el mostrador; mientras que ahora se exponen en los colgados de ganchos, estantes o cubetas, es decir, que los establecimientos utilizan estos espacios (como paredes o rincones) para ser presentados al público.